Distancia del recorrido:
61,2 km
Tiempo del recorrido:
1 día
Comienzo
Ourense
Llegada
Ourense
Galería
Galería

Ruta de 1 día por el Cañón del Sil Occidental

Rutas históricas Rutas enológicas Rutas ambientales

Contempla la verticalidad de las gargantas, los viñedos descendiendo en bancales hasta el rio y la frondosa vegetación navegando por aguas del Sil. Puedes empezar por un lugar tan especial como Santo Estevo de Ribas de Sil, un antiguo convento cuyo edificio ha sido rehabilitado e integrado en la red de Paradores Nacionales.

Saldremos de la capital de las Burgas en direccion Os Peares, por la N-120. En esta localidad tomaremos la carretera de servicio hidroelectrica, que nos llevara hasta el embarcadero de Santo Estevo.

Desde aqui podremos realizar un recorrido en catamaran de unas tres horas de duracion (ida y Vuelta), a lo largo de los tramos mas espectaculares de la Ribeira Sacra, que nos permitira deleitarnos con las paredes verticales y las grandes masas de vegetacion autoctona.

De vuelta al embarcadero, subiremos por la carretera zigzagueante en direccion Luintra. Un poco antes de llegar a este pueblo, capital del ayuntamiento de Nogueira de Ramuin, nos desviaremos unos cientos de metros para acercarnos al Monasterio (actualmente reconvertido en Parador) de Santo Estevo de Ribas de Sil.

Volviendo sobre nuestros pasos, tomaremos la carretera principal por la que veniamos hasta Luintra. Desde alli parte otra carretera que nos llevara a San Pedro de Rocas, original monasterio situado en el ayuntamiento de Esgos. Tras visitarlo, continuaremos durante unos kilometros hasta llegar a la antigua carretera Ourense- Ponferrada (hoy carretera comarcal), que nos conducira de nuevo a nuestro punto de partida

Embarcadero de Santo Estevo
Uno de los icónicos monasterios de la Ribeira Sacra

Situado en la parte alta de la ladera sur del Cañón del río Sil, este monasterio situado entre castaños centenarios es uno de los más representativos de toda la Ribeira Sacra. Actualmente recuperado y reconvertido en Parador Nacional de Turismo, es uno de los grandes atractivos de esta zona. 

Una construcción única, labrada sobre la dura roca del lugar.

Dentro de un denso bosque de robles y entre grandes rocas de granito, se encuentra el monasterio de San Pedro de Rocas. Se trata de un recinto antiquísimo,  de aspecto muy sencillo, casi primitivo, testigo de los primeros asentamientos eremitas en estas tierras.

Accesibilidad

En coche
En bicicleta
Amigable para niños

Paisajes del Río Sil